lunes, 5 de enero de 2015

HATSUYUME Y CIELO AZUL



Por supuesto que en estos días todos esperan que el año que tenemos por delante sea mejor que el que pasó. Pero este año, espero que progresemos de forma natural. Poder, fuerte poder, surge de los planes que hacemos para el Año Nuevo. Este año podemos elevar nuestras aspiraciones un paso más que el año pasado. Podemos tener un sueño de alta calidad, no sólo para nosotros como individuos, sino para todos.

Tenemos muchos sueños en Año Nuevo. Espero que tengáis muchos, muchos buenos sueños. Pero el punto de partida para hacer realidad nuestros sueños es limpiar el ki interior. Ahí es donde comienza el Año Nuevo. Todos comprenden tener una aspiración en la mañana del Día de Año Nuevo, hatsuyume, el primer sueño del Año Nuevo, intentar sacar un buen sueño. Surgen muchos, muchos buenos sueños, pero estos sueños son también ¡demasiado buenos! Demasiada esperanza, de esta manera, no es útil. Mi deseo es que hagáis realidad vuestro sueño de una manera más natural y no solamente intentar sacar un sueño para vosotros mismos basado en la esperanza.

Diferentes deseos para cada uno en el nuevo año: hacer buenos amigos, tener una casa bonita, un buen coche, dinero – mucha, mucha esperanza, esperanza, esperanza. ¡Demasiada esperanza! Todo esto es un préstamo de Shakyamuni. Todo lo que tenéis ahora, vuestro dinero, vuestro coche, vuestra casa, vuestros amigos, parecéis tener mucho, pero la verdad es que, es cero. No tenéis nada. Todo es simplemente una ayuda de Shakyamuni.

El Kyudo no es un deporte. Es meditación estilo Zen, meditación de pie. Dojo, dojo, kyudojo. ¿Qué es eso? El kyudojo es una sala de meditación budista. El Kyudo es meditación de pie. Meditación, todos comprenden, meditación sentada, zazen, es lo primero. Lo segundo, es meditación de pie. Meditación de pie es Kyudo. Cuando ves el Kyudo, miras al blanco y piensas: “tirar, tirar”. Pero darle al blanco no es el propósito esencial del Kyudo.

Hoy, afuera, hay un cielo excepcionalmente azul. Que puedan todos tener también, durante este año, un cielo azul en su interior. Desde esta nueva sensación damos un paso, en el caminar de este año. Muchos buenos deseos para todos vosotros en este Año Nuevo. Muchísimas gracias. Por favor mantened vuestros cuerpos fuertes y saludables, para que desde la buena ayuda que se os ha dado, podáis ser capaces a su vez de ofrecerla.



Esta es una transcripción de la charla que dio Sendai Kanjuro Shibata XX en ocasión del Año Nuevo del 2007, pero que hemos pensado podrían ser una buena inspiración para este nuevo año que acaba de comenzar. Esperamos las disfrutéis y os inspiren a seguir dando pasos en este camino del arco, que compartimos gracias a las enseñanzas y el ejemplo de Sendai que sigue vivo en nuestros corazones. Os deseamos que siempre haya un cielo azul en vuestro interior.