lunes, 28 de julio de 2014

EL CAMINO DEL KYUDO

Cómo pulir tu mente

 Extracto de una entrevista con Sensei Kanjuro Shibata  XX


Para el principiante, las Siete Coordinaciones ofrecen la base del kyudo. Los principiantes deben reflexionar en todos y cada uno de los tiros. En deportes hay competidores, ganadores y perdedores. Esto no es cierto en kyudo. El Kyudo está basado en la idea de issha (un tiro). La reflexión es lo más importante. Ya que, en el principio, el kyudo se practica a una distancia de dos metros, no es nada darle al blanco. Primero uno reflexiona sobre la técnica. La mayoría de los principiantes se olvidan de esto y piensan demasiado en el blanco. No es importante a dónde va la flecha. Eso es sólo un reflejo de la precisión de tu técnica y de la pureza de tu mente. Trabajar con las Siete Coordinaciones refina tu técnica.


            Si se continúa trabajando en la técnica, uno empieza a encontrar las Siete Corrupciones de la mente. La forma de dejar de lado estas corrupciones es a través del camino del kyudo. Este do (camino) no tiene fin. La práctica nunca termina, y empieza de nuevo con cada tiro. Tú no tiras al blanco. Manteniéndonos en las Siete Coordinaciones, la flecha irá al blanco, como si la flecha tuviera su propia mente. No eres “tú” tirando al blanco. La mente correcta y el corazón correcto, no sólo la forma correcta, tira al blanco. Esta mente correcta se conseguirá por las Siete Coordinaciones, reflexionando tanto en la precisión de la técnica así como también en las Siete Corrupciones.


Las Siete Corrupciones:

1.    Felicidad – Yorokobu
2.    Enfado – Okoru
3.    Codicia, inquietud – Urei
4.    Expectativa – Omou
5.    Tristeza – Kanashimu
6.    Terror – Osoreru
7.    Sorpresa – Odoroku



El objetivo último del kyudo es pulir tu mente. Es lo mismo con el zazen. No estás puliendo tu estilo de tiro, sino tu mente. La dignidad del tiro es un punto importante. Esta dignidad no la ganarás sin la mente correcta, no importa cuánto tiempo lleves tirando.

jueves, 17 de julio de 2014

Comentarios sobre una charla de Shibata Sensei XX

“Los occidentales tienen la tendencia a relacionarse con la meditación de una manera severa, más bien rígida. Es mejor tener un buen equilibrio entre relajación y precisión. Pero, en cualquier caso, un punto muy importante es cortar el parloteo innecesario. Sería mejor tener un equilibrio entre hombres y mujeres, “mitad y mitad”, pero es difícil conseguir ese equilibrio.

Debemos estar orgullosos, todos nosotros, por ser practicantes de esta escuela de Kyudo: Heki Ryu Bisshu Chikurin-ha Kyudo. Debemos tener el pecho abierto y estar de pie erguidos y altos. Ser un practicante de Kyudo es ser como un yumi, derecho, alto, abierto. Este es el Kyudo que me enseñaron, en una línea directa, desde mi abuelo. Proviene de una era en que la gente estaba dispuesta a recorrer un camino singular, paso a paso, y ver el progreso gradual de esa manera. Esta era es diferente. La gente quiere muchos tipos diferentes de ideas. Pero, en cuanto al Kyudo que se enseña aquí, buscar otros métodos diferentes no es útil.

No estoy hablando simplemente de lo que se practica durante la clase aquí en el dojo, sino de la tendencia de los estudiantes a buscar otras formas de Kyudo y buscar información de otras fuentes para mejorar su práctica. No es un mero asunto de la práctica dos días a la semana, sino de toda vuestra actitud ante el camino, que debe ser un compromiso único a esta escuela y transmisión en particular. Si buscáis otras enseñanzas de Kyudo en cualquier otro sitio estáis diluyendo y debilitando mi habilidad para enseñaros directamente. Así que, si vais a estudiar conmigo, debe haber un compromiso único hacia nuestra práctica de Kyudo, y no hay más.

Si todos vienen aquí con este tipo de corazón abierto, claro y sincero, entonces, yo también puedo venir aquí con mi corazón y podemos estar juntos.

Shichido, gomi. Siete coordinaciones, cinco sabores. Eso es lo que estamos trabajando aquí. No solamente la forma de shichido, sino también gomi, los cinco sabores.”


Shibata Sensei XX. 25/07/2013 en Zenko Iba (Boulder, Colorado)


Hace ya casi un año de esta charla, que Shibata Sensei XX dio unos tres meses antes de dejarnos, y me ha parecido buena idea compartirla con todos, como reconocimiento de toda una vida entregada a enseñar esta vía contemplativa del Kyudo. Aunque es un extracto bastante corto, me parece que contiene puntos fundamentales que tener en cuenta para nuestra práctica de Kyudo, y en la vida en general.

Para Shibata Sensei XX el Kyudo era meditación, meditación de pie, y siempre nos lo recordaba para que no perdiéramos de vista ese enfoque singular, que le daba una profundidad y una aplicación práctica a nuestra vida a la práctica del tiro con arco.

Nos recuerda al principio de la charla que en occidente somos muy dados a tomarnos algunas cosas demasiado a la tremenda, a ser demasiado rígidos con la práctica de la meditación, o con otras cosas que estimamos son muy “profundas e importantes” para nuestra vida.

El equilibrio parece ser la clave para todo en la vida. Equilibrio entre relajación y precisión, nos indica Sensei, tenemos que ser precisos con la forma, pero sin perder esa relajación que nos permite fluir con la forma para llegar más allá de la forma. Debemos mantener la atención en los detalles, en la postura, en no realizar más que los movimientos precisos y, a la vez, mantenernos relajados y conscientes de todo el espacio, el exterior y el interior.

Cuando habla de “cortar el parloteo innecesario”, creo que se puede aplicar tanto al parloteo exterior como al interior. Cuando nos ponemos a hablar con los compañeros de práctica sobre temas que no vienen al caso, o simplemente hablamos porque no podemos estar callados, estamos perdiendo unos momentos preciosos que podríamos invertir mucho mejor si prestáramos atención a las indicaciones del maestro a otros estudiantes, o sencillamente nos mantuviéramos en silencio contemplando la práctica de nuestros compañeros. Ese sería el parloteo exterior, pero también nos encontramos a menudo con nuestro propio parloteo interior, nuestra frenética actividad mental que no cesa ni siquiera cuando estamos practicando. Me refiero a esa conversación que mantenemos con nosotros mismos, unas veces para reprobarnos el que nos hemos olvidado de un paso o movimiento, otras para alabarnos lo bien que lo estamos haciendo, y aún en otras ocasiones se nos va la mente a otros asuntos que no tienen que ver con el Kyudo. De nuevo aquí, debemos aplicar esa precisión para estar en lo que estamos, en el movimiento y en el proceso, junto con la relajación necesaria para fluir con el momento, estando presentes con cuerpo y mente, dejándonos descansar en el aquí y ahora, dejando pasar los pensamientos que surjan.

Cuando habla del equilibrio entre hombre y mujer, no creo que sea tan solo por una cuestión externa o estética, más bien por las diferentes energías que manifestamos cada uno. Parece que el hombre suele ser más rígido y la mujer más flexible, precisión y relajación que comentaba al principio. Energías diferentes pero complementarias, ambas necesarias para mantener el equilibrio en un grupo y en la vida. Pero, además de ese equilibrio en el grupo, también dentro de nosotros, tanto hombres como mujeres, podemos buscar y encontrar ese equilibrio de energías masculinas y femeninas, para no ser demasiado duros con nosotros mismos y nuestra práctica, y tampoco caer en el abandono de que “todo vale”.

Realmente me siento orgulloso, y muy afortunado, de haber podido recibir esta enseñanza del Kyudo de Shibata Sensei XX, de esta escuela Heki Ryu Bisshu Chikurin-ha, que ha mantenido ese enfoque contemplativo del tiro con arco, convirtiéndolo en todo un camino de meditación en acción, de desarrollo personal a un nivel muy profundo y que afecta todos los aspectos de nuestra vida. Sensei nos enseñó que el Kyudo no era solamente lo que practicábamos con el arco y la flecha, sino todo lo que hacíamos en nuestra vida. Kyudo es cómo nos comportamos con nuestros semejantes, cómo nos tratamos a nosotros mismos, cómo vivimos nuestra vida: con el pecho abierto, erguidos, presentes, sensibles y fuertes.

Si buscamos en otras escuelas, en otros maestros, para perfeccionar nuestra técnica, para saber más, estamos perdiendo de vista el enfoque fundamental de nuestra escuela que es el corazón. La técnica no es lo más importante, sino mantener un corazón abierto, sincero y vulnerable. Hay otras escuelas, con otros estilos y práctica que no son mejores ni peores, simplemente son diferentes. Pero para poder recibir una enseñanza y recorrer un camino de una manera auténtica, que nos ayude a ser mejores personas y avanzar por ese conocimiento interno y profundo del universo en el que vivimos, no podemos hacer un cóctel a nuestro gusto, cogiendo ingredientes por aquí y por allá, que normalmente van a ser los que más satisfagan a nuestro ego, pues eso diluiría el poder y el efecto de la enseñanza original. Por eso es necesario un compromiso personal con el camino, mantener una actitud y un corazón abierto y sincero, dispuestos a entregarnos al proceso de recorrer el camino, a perder nuestras expectativas y nuestros miedos.

Tenemos que aprender y practicar las Siete Coordinaciones (Shichido) para trabajar nuestro cuerpo y pulir la técnica, para poder dejar espacio en nuestro interior y desarrollar la sensibilidad de saborear Los Cinco Sabores (Gomi), una experiencia interior y personal.


Aprovechemos la fortuna de haber conocido estas enseñanzas y poder practicarlas, rindamos un homenaje a Shibata Sensei XX llevando los principios y la actitud del Kyudo a cada aspecto de nuestra vida. Mantengamos un corazón abierto y digno de confianza.



miércoles, 2 de julio de 2014

PRÓXIMOS CURSOS DE KYUDO

A continuación tenéis una relación de los próximos cursos de Kyudo, en Francia y España, programados para este verano y el próximo otoño. Tomad nota y asegurad vuestra plaza haciendo la inscripción con suficiente antelación.
Espero veros en alguno de ellos.

 ¡Que paséis buen verano!




JULIO

KYUDO en FRANCIA
curso avanzado

30 de julio al 5 de agosto

Dechen Chöling (Saint-Yrieix-sous-Aixe)

Limoges (Francia)

Para más información haz clic aquí 


AGOSTO

KYUDO en FRANCIA
curso introducción y perfeccionamiento

del 2 al 10 de agosto

Dechen Chöling (Saint-Yrieix-sous-Aixe)

Limoges (Francia)

Para más información haz clic aquí 



SEPTIEMBRE

KYUDO en CABO DE GATA

del 12 al 14 de septiembre

Níjar (Almería)

CURSO DE INTRODUCCIÓN
Y PERFECCIONAMIENTO

Aportación: 155€ TODO INCLUIDO
(curso, material, alojamiento y pensión completa)
(90€ Sólo curso)

PLAZAS MUY LIMITADAS
(reserva ahora la tuya)





KYUDO EN VALENCIA

del 19 al 21 de septiembre

Requena (Valencia)

CURSO DE INTRODUCCIÓN Y PERFECCIONAMIENTO

150€ en habitación doble con baño
130€ en cabaña de madera con baño compartido
TODO INCLUIDO: curso, material, alojamiento y pensión completa



NOVIEMBRE


KYUDO en CABO DE GATA

del 28 al 30 de noviembre

Níjar (Almería)

CURSO DE INTRODUCCIÓN
Y PERFECCIONAMIENTO

Aportación: 155€ TODO INCLUIDO
(curso, material, alojamiento y pensión completa)
(90€ Sólo curso)

PLAZAS MUY LIMITADAS
(reserva ahora la tuya)


Mas información e inscripciones:

Utiliza el formulario de la página de contacto para inscribirte en alguna actividad o solicitar más información
o escribe directamente a nuestro email: